Victor Ros: El detective de época con sangre ibérica

Nueva apuesta de la ficción española por una serie de época. Basada en las novelas de Jerónimo Tristante, es una miniserie de seis episodios que narra las aventuras de Víctor Ros, un detective de primeros del siglo XX de origen humilde que es sacado de las calles por un veterano comisario de policía que ve en él potencial para convertirse en un gran inspector. Inteligente, astuto y fuerte, con la ayuda de su brigada Víctor resolverá todos los casos que se le presenten. Todo esto sumado a un triángulo amoroso formado por Víctor y dos mujeres: la dulce Clara, hija de una buena familia y de posición social privilegiada, y la fuerte Lola, una prostituta que trabaja en un burdel.

Víctor Ros se nos presenta con el mismo formato que la serie Sherlock Holmes de la BBC: miniserie de 6 episodios divididos en dos arcos argumentales de 3 episodios cada uno, aunque al final ambos arcos están interconectados. También es un intento de renovar a nivel técnico y de aprovechar las actuales técnicas de filmación.

En este sentido, Víctor Ros utiliza varias técnicas con resultado desigual. Paso a enumerarlas:

  • Bullet time: varias peleas, y sobre todo tiroteos, están realizados con esta técnica inventada por los hermanos Wachowski para Matrix. Teniendo en cuenta que en España no tenemos los medios que hay en Hollywood, el resultado es bastante óptimo, las escenas están bien logradas y en general resultan agradables de ver.
  • Croma: el uso del croma para simular el Madrid de primeros del siglo pasado ha sido muy discutido y controvertido. Ciertamente, en ocasiones, sobre todo en los primeros capítulos, se nota demasiado el uso del croma, pero… ¿realmente se quería disimular? Quiero decir, el croma da al conjunto un aire como de película antigua, de aquellas en blanco y negro. ¿Es esto un error o lo que los técnicos querían conseguir? Me temo que no lo sabremos, pero, pese a que al principio el uso del croma me parecía horrible, una vez que te acostumbras no es tan malo, da a la serie lo ya mencionado, un sabor como de película clásica. Obviamente, esto va a tener defensores y detractores, como todo, yo me sitúo en un punto intermedio. Me gusta… pero quizás me gustaría que se notara menos.
  • Infografía: el tratamiento de imágenes por ordenador ya es algo estandarizado tanto en el cine como en la televisión, pero en Víctor Ros se utiliza con profusión en las escenas de exteriores, realmente se nota el esfuerzo por dar a la serie una estética propia (a ello contribuye también el croma mencionado anteriormente). ¿Se ha logrado? En parte, ciertamente hay planos (sobre todo nocturnos) de una estética y un buen hacer bellísimos junto a otros que no pasan de pasables. No se por qué no se intentó dar la misma calidad a todos los planos, supongo que por cuestiones de presupuesto o cambio de equipos. En todo caso, es un punto a favor de la producción que se experimente, y una pena que en España no haya antecedentes de ello, así que Víctor Ros sienta un precedente… ¿peligroso? Solo el tiempo lo dirá.

 

victor ros actores - el color del cine

Reparto

Carles Francino es Víctor Ros. Solo he visto dos trabajos anteriores de este actor, Hospital central y Águila roja, donde hacía de secundario. La verdad es que tenía mis dudas, pero tras verlo actuar me ha convencido. Construye al detective a la perfección, mostrándose duro cuando hace falta y humano cuando es necesario. Su físico es apropiado, dando la talla en las escenas de acción, y su mirada seria le da profundidad. Además, ha incorporado varios gestos al personaje, dotándole de un lenguaje corporal propio que le da aún más riqueza, cosa que me ha encantado. Así pues, nada que objetar al impecable trabajo de Carles, tras verle no puedo imaginarme a Víctor Ros con otro físico que no sea el suyo. ¡Chapó, señor Francino!.

Esmeralda Moya es Clara. Bien… a ver como digo esto de forma suave y sin insultar. La verdad, y sintiéndolo mucho, creo que Esmeralda es el punto flaco de la serie. Aunque no hace mal papel, le falta fuerza, su actuación no pasa de correcta. Curioso, porque la había visto en Hay alguien ahí y no me pareció tan falta de fuerza, quizás se le den mejor los papeles secundarios que los principales. También entiendo que el papel de dama antigua quizás requiera esa actitud, pero por otro lado, Clara se muestra como una sufragista y adelantada a su época, por lo que a mi juicio debería ser un poco más pasional… en fin, Esmeralda, espero que si me lees algún día no te ofendas, estoy seguro que encontrarás muchos papeles para ti, quizás el de Clara no lo haya sido.

Y llegamos a la tercera protagonista, la intérprete de la prostituta Lola la valenciana… sí, lo habéis adivinado, la actriz más maravillosa de la Tierra, la grandiosa Megan Montaner. Me pasaría horas escribiendo sobre ella… que narices, ya me las paso ja, ja, ja. Si a Clara le faltaba fuerza, a Lola le sobra por todos los poros. Megan da a este personaje muchas cosas, para empezar su buen hacer, impecable, perfecto, de mujer inculta pero fuerte, que ha sabido abrirse paso en la vida y que ha llegado a donde está por avatares del destino, pero que no quiere salir de esta situación porque, como ella misma dice en uno de los diálogos de la serie “para servir de chacha y que me folle el señorito prefiero estar en un burdel”, aunque al final… bueno, no desvelo el final por no hacer spoilers, pero digamos que acaba de forma justa. Obviamente, también su portentoso físico se hace más que adecuado para Lola, su inmensa belleza y esa capacidad de estar guapa hasta con chándal da al personaje mucho empuje, sacando su lado más sexy (como ella misma dijo, son sus primeras escenas de cama y tuvo que quitarse el pudor… ya que Megan, de por sí, es muy pudorosa). Su capacidad interpretativa nunca deja de sorprenderme (ni tampoco su simpatía, pero ahora estoy criticando su trabajo así que trataré de ser objetivo) y es la Lola perfecta, hermosa como ella sola, sensual, inconmensurable, fabulosa, llena la pantalla cada vez que entra en plano, sea vestida de forma sexy, discreta o incluso desnuda (no se le ve nada, no seáis malpensados) da igual, es tan expresiva que una sola mirada de esos enormes y preciosos ojos suyos basta para decir mil cosas. A mi juicio su mejor interpretación hasta la fecha, aunque no creo que haya muchos que compartan mi opinión. Megan, sigue sorprendiéndonos en cada plano como haces hasta ahora, eres grande, enorme, inmensa (como actriz, porque físicamente… bueeeno je, je, je) y vas a seguir creciendo, como bien dijo tu antiguo compañero Alex Gadea no tienes techo y lo demuestras cada vez que ruedas una escena. Estoy ansioso por ver más cosas tuyas, adoro escribir críticas sobre ti, adoro apoyarte en tu carrera, adoro verte en pantalla y mucho más en persona… ¡te adoro a ti, y una vez más me rindo a tus pies! ¡Guapa!

Belleza y sensualidad a partes iguales… ¡pero que bonita eres, Megan!

Una vez repasados los principales, vamos con los secundarios, algunos de lujo. Es necesario empezar por el veterano y gran actor Tito Valverde, quien da vida al comisario Armando Martínez, el hombre que saca a Víctor de las calles. Poco que decir, a un actor como este cualquier adjetivo le queda pequeño. A pesar de salir poco (leí por internet que se está convirtiendo en “el Sean Bean español”, y no puedo estar más de acuerdo), llena la pantalla de forma absoluta, ofreciendo una de sus magistrales interpretaciones y apoyando a los más jóvenes (especialmente Carles y Megan) en sus escenas conjuntas. Lo dicho, un nuevo gran papel de uno de los mejores actores que tiene este país.

Duelo interpretativo entre dos grandes

Otro actor veterano es Juan Fernández, quien interpreta al comisario Horacio Buendía. Lo hace genial, pero a mi juicio se le desaprovecha un poco, aunque siempre es bueno que haya actores de casta en producciones nacionales. Pero bueno, su papel de comisario entre el cumplimiento del deber y las presiones sociales y políticas está ejecutado a la perfección, nada que objetar salvo que tiene poco tiempo en pantalla.

Siguiendo con los actores mayores, el magnífico Juan Codina interpreta al inspector Carballo, rival de Víctor, personaje agrio que va ganando protagonismo a medida que avanza la serie. Hace poco le vi en Dioses y perros y ahora vuelve a sorprenderme gratamente con uno de esos papeles de hombre duro y amargado que tan bien se le dan. Así pues, otra interpretación de calidad… de nuevo, y por desgracia, algo desaprovechada, aunque también lo entiendo dado el formato de la serie.

El último actor veterano es Helio Pedregal, quien da vida a Aldanza, personaje del que no daré muchos detalles para no spoilear, pero que inicialmente sirve de mentor a Víctor. Personaje lleno de matices interpretado por un actorazo, hay que prestar mucha atención a su papel, lleno de sorpresas.

La brigada al completo

Y luego está el plantel de actores jóvenes y de mediana edad, secundarios pero necesarios. Nombres como Joel Bosqued (que ya coincide por tercera vez con Megan, por cierto) como Sánchez, Alberto Berzal como Crespo o Tomás del Estal como Blázquez, los compañeros de Víctor en la brigada, Daniel Holguín como Luis “el conquense”, amigo de la infancia de Víctor y criminal de poca monta, Pablo Viña y Eva Martín como los padres de Clara, Jorge Suquet como Gerardo de la Calle, cliente predilecto de Lola quien protagoniza una de las escenas más intensas de la serie junto a Megan, Lola Marceli como Rosa, madame del burdel donde trabaja Lola, y un largo etcétera, ayudan a dar vida a la serie. Destacaré mi reencuentro con otro actor a quien tengo el placer de conocer en persona y que para mí es secundario de lujo en cualquier serie o película: Dani Pérez Prada como Corcoles, científico forense que ayuda a Víctor en sus investigaciones. Un grato reencuentro con este pelirrojo actor desde Gran hotel y desde el festival de Tarazona.
Corcoles en plena faena

Y no hay mucho más que decir. Un acierto de la ficción española, con un formato innovador que seguro dará muchos más frutos parecidos en el futuro, una realización impecable, un despliegue técnico eficaz y un plantel de actores de lujo. Misterio, acción y suspense nos esperan en esta serie sobre el Sherlock Holmes español… Víctor Ros. ¡No os la perdáis, vale la pena! Mi nota personal, un 8.

Y para rubricar, una imagen llena de pasión, resumen de uno de los momentos más intensos de la serie.
victor ros - el color del cine

 

Escrito por Carlos Plaza (criticasmuyconstructivas.blogspot.com.es)
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s